Mejor prevenir que curar.

person Publicado por: Soraya Sánchez Ruiz. Psicóloga. list En: Vida Saludable En: comment Comentario: 0 favorite Golpear: 351
 Prevención y promoción de la salud ¿Es necesario llegar siempre al punto de desarrollar una patología para empezar a cuidarnos. Descubre una parte de cómo trabaja la Psicología en este ámbito.

 O "mejor curarse en salud". Estos refranes referidos a la prevención, nos advierten de la importancia de ésta, sobre todo hablando del ámbito de la salud. Los últimos enfoques sanitarios apuntan a invertir cada vez más en evitar la aparición de enfermedades, tanto físicas como psicológicas, optando por alternativas que ayuden a modificar hábitos y estilos de vida.

 Sin embargo, y a pesar de la importancia demostrada y reconocida por organismos como la OMS, todavía no se invierte lo suficiente en este ámbito, aún observando que cada vez se hace más necesario para aumentar y mantener la calidad de vida del ser humano.

 Datos de la OMS nos revelan que en 2020, a nivel mundial la causa de mayores defunciones sigue siendo la cardiopatía isquémica, seguida por el accidente cerebrovascular y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. Estos datos sirven a los sanitarios que trabajan en prevención para conocer las patologías que más muertes provocan, con el objetivo de analizar qué factores de riesgo influyen y proponer soluciones.

 Los psicólogos tenemos un papel muy importante dentro de esta promoción y prevención de la salud. A continuación, nombraré los tipos de prevención y cómo podemos actuar sobre unas de las patologías que más preocupa a la sanidad: la cardiovascular.

¿Qué se entiende actualmente por salud?

Cuando hablamos de salud, no sólo nos referimos a la ausencia de enfermedad, sino a "un estado completo de bienestar físico y mental que resulta cuando la gente está libre de enfermedad y vive en armonía con su entorno y con los demás" (OMS). Es decir, engloba las dimensiones biológicas, psicológicas y sociales, trabajando sobre el modelo biopsicosocial, el cual permitió que surgiera la Psicología de la Salud.

¿Cómo actúa la Psicología de la Salud?

La Psicología de la Salud puede actuar desde dos vertientes muy relacionadas:

  1. Prevención de la salud. Su objetivo es buscar la eliminación o reducción de conductas de riesgo para enfermar, es decir, los llamados patógenos conductuales (por ejemplo, evitar hábitos de consumo de sustancias).

  2. Promoción de la salud. Su objetivo es fomentar la adquisición y mantenimiento de hábitos saludables, es decir, los llamados inmunógenos conductuales (por ejemplo, promover la realización de ejercicio o mantener una alimentación saludable)

Las dos son muy importantes, ya que correlacionan entre sí, siendo necesaria la creación y aplicación de programas de ambas. Estos programas deberán formarse atendiendo a cuatro factores: variables generadoras del problema, nuevas conductas de salud a desarrollar, procedimientos de cambio (técnicas de modificación de conducta) y procedimientos metodológicos para valorar los efectos de nuestra intervención.

Trastornos cardiovasculares y estrategias de prevención.

 El aumento de la presión de la sangre o hipertensión combinada con factores como el consumo de tabaco o la hipercolesterolemia, aumenta considerablemente las posibilidades de padecer enfermedades cardiovasculares. Estas enfermedades constituyen el 40% de las muertes en sociedades desarrolladas. Es por ello que cuidar los factores de riesgo que las producen es fundamental para ir mitigando este problema.

Aunque las causas de la hipertensión pueden ser varias, desde el punto de vista psicológico hay distintos aspectos que propician su aparición, entre los que encontramos:

  1. Estrés. Por ejemplo, ocasionado en personas que mantengan una vigilancia continuada o excesiva responsabilidad en sus empleos, vivir en sociedades en continuo cambio o exigencias elevadas que somos incapaces de cumplir.

  2. Patrón de personalidad tipo A, que consiste en una personalidad hostil en la que entre sus estrategias de afrontamiento predomina el rencor como emociones no expresadas.

  3. Sobrepeso. Datos del Ministerio de Sanidad nos revelan que "en la población adulta española (25-60 años) la prevalencia de obesidad es del 14,5% mientras que el sobrepeso asciende al 38,5%".

  4. Alimentación: como por ejemplo, el consumo de sal o alimentos ultraprocesados. Aquí destacamos que es conveniente tomar las "dietas" como hábitos de alimentación saludable, ya que si no la adherencia al cumplimiento de la misma disminuirá, terminando por incumplirla cuando la patología haya disminuido sintomatológicamente.

  5. Consumo de sustancias como alcohol, tabaco, sustancias excitantes (café o té) y/o drogas (cocaína o nicotina del tabaco).

  6. Ausencia de actividad física. A nivel general, es recomendable realizar 30 minutos de actividad física diaria, al menos durante cinco días a la semana. A nivel individual, habría que analizar la capacidad física de cada uno, pudiendo adaptar la cantidad y tipo de ejercicios.

Respecto a la intervención más adecuada para el tratamiento de estas enfermedades, encontramos la combinación de fármacos juntos a psicoterapia. En cuanto a esta última, algunas de las técnicas que podemos aplicar serían:

  • Técnicas de relajación y manejo del estrés. Podemos utilizar la Relajación progresiva de Jacobson combinada con otras técnicas de biofeedback y terapia cognitiva.

  • Cambios en el estilo de vida referidos a los factores de riesgo citados anteriormente, que además ayudará a incrementar la adhesión al tratamiento de los pacientes. Sería interesante actuar aquí en primer lugar desde la psicoeducación, trasmitiendo al paciente por qué todo esto es importante, aportándole sentido y coherencia a los cambios que va a realizar.

  • Intervenciones cognitivas-conductuales. El objetivo será reestructurar la percepción y creencias de salud que tiene el individuo, así como de los hábitos y estilo de vida. En este apartado es muy útil la Terapia Racional Emotiva de Ellis, concretamente la técnica ABC. Le conduciremos de esta manera hacia un balance de decisión, para posteriormente entrar en una fase de acción, a partir de la cual deberemos hacer seguimiento que evite las recaídas.

 Tanto en ésta como en otras muchas enfermedades, resulta fundamental conducir al paciente hacia una nueva visión sobre la salud y la importancia de cuidarse a sí mismo, así como al entorno que le rodea, para el mantenimiento tanto de su físico como de su estado mental.

 Por tanto, los/as psicólogos/as tenemos una gran labor a realizar en este ámbito. Todavía queda mucho camino por recorrer para poder reconocer y valorar la importancia de la prevención y promoción de la salud. Además, no debemos olvidar que nosotros como individuos, tenemos que empezar a tomar consciencia de nuestra responsabilidad en los problemas sanitarios. No podemos limitarnos únicamente a culpar a los organismos de la mala gestión que realizan, dado que aunque es una parte del problema, todos formamos y construimos la sociedad en la que vivimos.

 Tenemos a nuestro alcance mucha información y profesionales que pueden ayudarnos a cambiar nuestro estilo de vida para reducir el número de patologías y aumentar nuestro bienestar. Muchas veces nos creemos invencibles, y nos excusamos de cualquier manera con tal de no cambiar los pensamientos y formas de vivir que ya tenemos establecidos. Nos quedamos en nuestra zona de confort sin darnos cuenta de los riesgos y consecuencias futuras que puede tener.

 Empieza a tomar consciencia de ti mismo, conócete no sólo física sino psicológicamente y cuídate para vivir mejor en la medida que puedas. Construyamos una sociedad sana entre todos, en busca un cambio que cada día se hace más necesario.

 Soraya Sánchez Ruiz (Psicóloga).

Bibliografía:

  • Belloch, A., Sandin, B y Ramos, F. (2008): Manual de Psicopatología. McGraw Hill.

  • Amigo, I., Fernández-Rodríguez, C. y Pérez-Álvarez, M. (2009): Manual de Psicología de la Salud. Ediciones Pirámide.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN DE NOTICIAS.

  Para estar informado de nuevos artículos en nuestro Blog, novedades, descuentos e información de nuestros productos. (Puedes darte de baja en cualquier momento).

Etiquetas: bienestar

Comentarios

Sin comentarios en este momento!

Deje su comentario

Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre Diciembre
close Shopping Cart

Nuevo registro de cuenta

¿Ya tienes una cuenta?
Inicia sesión O Restablecer la contraseña